Tiempo de lectura: 7 minutos

¿Aún eres de los que piensa que el dolor lumbar tiene su origen en la zona lumbar?

Antes de responder a esta pregunta, primero debes identificar si tu lumbalgia es muscular, visceral, estructural, etc.

Lo cierto es que el dolor de espalda y, en particular, la lumbalgia es uno de los principales motivos por los que los pacientes acuden a consulta y a los profesionales sanitarios en nuestro país. Las empresas y la seguridad social dedican muchos recursos humanos y económicos para abordar esta situación clínica y en muchos casos resulta ineficaz para un gran número de pacientes.

Desde Salut al Quadrat, queremos responder a las preguntas que nos hacen nuestros pacientes y seguramente te has hecho también:

1.- ¿En alguna ocasión, te has despertado de noche por dolor?

2.- ¿Por qué siempre tienes dolores lumbares y tus amigos nunca?

3.- ¿Por qué tengo más dolor cuando estoy sentado que en actividad

4.- ¿Es normal que tenga dolor irradiado en un testículo o en el labio menor?

¿Quieres saber más? Te damos todos los detalles a continuación o puedes consultarnos todas tus dudas aquí: https://www.salutalquadrat.com/contacto/

Relación entre Postura y Dolor lumbar

Para poder ofrecer un buen diagnóstico diferencial y observar si el dolor tiene su origen en la zona lumbar, por ejemplo, tenemos que individualizar cada caso; en nuestro caso nos fijamos en primer lugar en la biotipología[1], ya que nos ayuda mucho a predecir posibles disfunciones incluso antes de realizar la historia clínica al paciente.

¿Nunca te has sentido observado por un profesional sanitario?

Solo observando tu postura podemos tener una idea global de problemas patológicos a los que podría estar predispuesta cada persona y te explicamos el razonamiento científico:

Biotipos

Existen según Sheldon[1], tres extremos biotípicos:

Ectomorfo

  • Ectomorfo:
    • Se corresponde a personas con un predominio relativo de la linealidad y fragilidad. Con respecto a su masa, posee el cerebro y el sistema nervioso central de mayor tamaño. Son detallados en la explicación de su problema y esperarán una respuesta igual de detallada.

Características:

  • Personas muy delgadas
  • Huesos con poca densidad
  • Extremidades largas
  • Poca masa grasa
  • Metabolismo extremadamente rápido
Imagen 1: Michael Phelps y ectomorfo

Mesomorfo

  • Mesomorfo:
    • Predominio relativo del músculo, hueso y tejido conjuntivo. El físico mesomorfo es normalmente fuerte, resistente y de contorno rectangular. Se focalizarán y querrán agilidad. Sencillamente desean que haga lo necesario para permitirles seguir con su deporte o vida sin dolor con la mayor rapidez posible.
Imagen 2:  Jessica Biel y Mesomorfa

Características:

  • Personas atléticas
  • Huesos medianos
  • Hombros de forma cuadrada
  • Capacidad para ganar masa muscular sin esfuerzo
  • Más capacidad para ganar masa grasa que el ectomorfo:

Endomorfo

Las vísceras digestivas en esta tipología de personas son enormes y tienden a dominar relativamente la economía corporal. Se mostrarán más interesados en entablar una conversación acerca de la vida en general.

Biotipo Endomorfo
Imagen 3: Ronaldo Nazario y Endomorfo

Características:

  • Personas redondas
  • Dificultad para perder peso
  • Capacidad para ganar masa muscular, fácilmente
  • Metabolismo más lento que ectomorfo i mesomorfo

Cabe destacar, que los biotipos descritos nunca aparecen en la realidad, habitualmente las personas no somos de un biotipo en especial, sino que somos una mezcla de diferentes biotipos, la globalidad de los individuos también se nota en la biotipología.

Tipos de cuerpo y metabolismo
Imagen 4: Individuos ectomorfo, mesomorfo y endomorfo, según la clasificación de Sheldon

El efecto beneficioso de aplicación del modelo de Sheldon o bien otros como los de Tom Dummer[1]  entre otros, es enorme, ya que en el momento de ver a nuestros pacientes realizaremos automáticamente un escaneo que nos permitirá generar hipótesis sobre su estructura corporal, posición de los órganos, problemas a los que pueden estar predispuestos y dibujar un perfil psicológico del paciente.

Gracias a ello iniciamos el proceso de entenderlos como un todo; seguidamente en consulta con la historia clínica, la evaluación y exploración; confirmaremos las hipótesis previas.

Abordaje clínico: Dolor lumbar con origen Renal

Fase de observación

Nuestra Visión:

Acude nuestro paciente JOSEP a Salut al Quadrat, por dolor lumbar de varias semanas de evolución sin relativa mejora.

Ya en una primera evaluación visual, observamos que presenta un biotipo ectomorfo marcado. Hay que recordar que este tipo de pacientes, querrán saber:

Los detalles intrínsecos sobre en qué consiste su problema, por este motivo tenemos que dedicarle una comunicación más detallada en todas nuestras explicaciones, valoraciones, diagnóstico y posibles tratamientos; tal y como habitualmente mostramos en nuestro instagram

Siguiendo este patrón, antes ni siquiera de pasar a nuestro paciente a la consulta, nuestra capacidad de razonamiento basado en la evidencia se pone a funcionar automáticamente y desgranamos:

  • Sus deseos.
  • La personalidad.
  • El modo de vida.
  • Relaciones sociales.
  • Actividades deportivas.

Solo y únicamente con esta forma de proceder seremos capaces de ajustar mejor nuestro abordaje clínico a la persona y no a la patología.

Siguiendo este razonamiento, debemos tener en cuenta que hay un factor clave y este es el razonamiento temperamental.

Razonamiento temperamental de nuestro paciente ectomorfo:

Tabla 1: Características del temperamento de la clasificación de Sheldon en Cerebrotonía[i]

Finalizado nuestro primer abordaje visual procedemos a pasar a nuestro paciente en consulta para seguir con la historia clínica, la exploración, la valoración y posterior diagnóstico diferencial para empezar el tratamiento que sea de nuestra elección profesional.

Fase Clínica

A continuación, vamos a exponer cómo trataremos a JOSEP en consulta.

¿Qué nos explica el paciente?

El paciente nos comenta que tiene dolor lumbar bajo, de carácter nocturno y en reposo especialmente o bien cuando está sentado durante mucho tiempo, con irradiación hacia la pierna derecha.

Razonamiento clínico del dolor lumbar

Los Dolores Nocturnos habitualmente tienen un origen visceral y es una de las banderas rojas (red flags) que debemos tener en cuenta, nos tienen que poner en alerta; de ahí la importancia de realizar una buena primera visita.

Las vísceras pueden ser el origen del dolor lumbar que un paciente localiza en una zona musculoesquelética como la que describimos. Tener en cuenta que en este caso (dolor visceral) nuestro paciente no presentará limitación a la movilidad, sino que el dolor será rítmico asociado a la motilidad visceral.

Esta circunstancia esencial nos hace pensar de la posibilidad como hemos dicho de un origen visceral al dolor lumbar que nos comenta nuestro paciente. Una vez realizada nuestra exploración para poder determinar el origen visceral de su dolor, concluimos su procedencia de origen renal.

Causa del dolor lumbar

Durante el día nos movemos y el riñón tiene cierta movilidad y motilidad (movimiento interno del riñón) debido a su capa serosa a través de la cual se desplaza sobre músculo psoas y evita el contacto con todo el paquete nervioso de forma constante, pero durante la noche sí tiene contacto permanente y aparecen todos los síntomas descritos por el paciente, entendemos una posible ptosis (descenso renal, sin capacidad de ascender y tener su recorrido visceral habitual) renal en este caso derecha y se confirma mediante exploración in situ.

Imagen 5: Músculos Ilíaco, Psoas Mayor y Psoas Menor; más posición riñón en Psoas

Ptosis Renal Baja, presenta un dolor habitualmente unilateral con contacto con los nervios abdominoviscerales con correspondiente irradiación hacia la zona genital (testículos – labios menores) y dolor hacia la parte interna de la rodilla ocasionado por implicación de los nervios genitoabdominal/crural.

Al descender el riñón de forma abrupta, impacta sobre el ileopsoas (llamado comúnmente de forma errónea psoas, ver Figura 2) ocasionado un espasmo muscular del mismo y dolor en la zona ileo-sacro o sacroilíaca que el paciente identifica con dolor en la zona lumbar baja y lo asocia a lumbalgia.

Dicho espasmo muscular, si observamos la Figura 2; podremos darnos cuenta de las implicaciones que tiene a nivel estructural. Alterará la estructura de nuestro paciente, generando un cambio postural que a su vez conlleva adaptaciones fisiológicas en otras zonas como diafragma, zona dorsal, cervical, etc.

Finalización del tratamiento de la lumbalgia

Al finalizar nuestro tratamiento recomendamos a JOSEP, seguir con unas breves pautas de ejercicios en casa a fin de mantener los estímulos realizados en el cuerpo; ya que corremos el riesgo de que vuelva a los “vicios” patológicos.

Derivamos al equipo de entrenamiento personal y psicología para poder abordar de una forma integral a nuestro paciente y lo más importante, para evitar las recidivas:

Damos hora para la semana siguiente y así acompañarle en su evolución

Conclusiones del diagnóstico y tratamiento de la lumbalgia

Debemos estar atentos a los signos y síntomas del paciente, realizar una buena observación desde el primer contacto visual y decidir un buen diagnóstico diferencial para ajustar el tratamiento a seguir más adecuado para cada persona.

Por este motivo, desde Salut al Quadrat no podemos hacer protocolos ni dar diagnósticos por teléfono o vía WhatsApp, cada individuo es único e irrepetible y si no abordamos nuestro sujeto con la idea de globalidad, cometeremos errores graves por no estar atentos y con los cinco sentidos en el paciente.

Bibliografía:


[1] Dummer T. A textbook os ostheopathy, vol 1. Hadlow Down: JoTom Publications; 1999: 133-154.


[1] Sheldon WH, Stevens SS, Tucker MD. The varieties of human physique: an introduction to constitutional psychology. New York: Harper; 1940.


[1] Es el estudio y la clasificación de la raza humana con respecto a elementos del aspecto físico o la morfología de las personas.

[i] La cerebrotonía consiste en un predominio a grandes rasgos de elemento de control, inhibición y deseo de ocultación. Las personas cerebrotónicas se alejan de la sociedad como si se tratara de una luz demasiado intensa. Reprimen su expresión somática y visceral, presentan hiperatención y evitan atraer de manera asidua la atención sobre sí mismos. Su comportamiento parece dominado por las funciones inhibidora y atencional del cerebro y su jerarquía motivacional parece definir una antítesis respecto a los otros dos extremos (Viscerotonía, Somatotonía)

Autor

Marc Gilabert
Fisioterapeuta – Osteópata Col. 6418
Experto en lesiones relacionadas con el deporte y Especialista en Acupuntura aplicada al dolor.